Boletín de noticias Nº 12 | Una mediación sin comunidad, una crisis sin foco

Editorial

En las Jornadas Académicas 2017 de la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación, sesionó un Grupo de Trabajo denominado "Criminalización mediática de la crítica". La orientación de este grupo en su propia denominación no deja de asociarse al de este sitio web: Universidades en Ciberdemocracia. En los dos casos se pone de relieve la condición trascendente de los procesos de comunicación en cuanto se sostienen en el presente de la tecnología.

Recientemente dos eventos subrayaron la significación problemática de los efectos mediáticos de la tecnología. El conjunto de los partidos políticos con representación parlamentaria, convocados por la Asociación de la Prensa del Uruguay y acompañados por representates de relieve académico nacional e internacional, celebraron un "Pacto Etico contra la Desinformación", particularmente destinado a enmarcar la actual campaña electoral en nuestro país. Con posterioridad se conformó, con apoyo de una amplia mayoría entre las universidades, la misma Asociación de la Prensa del Uruguay y un amplio conjunto de medios de prensa, así como expresiones de la sociedad civil, un organismo de seguimiento y control de las redes sociales, con el propósito de identificar y poner en evidencia la segmentación informativa con fines proselitistas denominada "fake news". Bautizado en el nombre de la tradición de la verdad como "Verificado.uy", este organismo de control y denuncia pública no deja de inscribirse, por sus propios fueros bautismales, en el actual contexto de la discusión sobre "post-verdad".

El rector de la Universidad de la República ha difundido, asimismo, un comunicado en el que se alerta a la comunidad académica de nuestra universidad y por consiguiente también a extramuros, acerca de la distorsión que sufre la difusión académica cuando se pone al servicio de intereses comerciales, que pueden llegar a manipular incluso el propósito de avance profesional de los investigadores. Esta distorsión de la condición propia del saber se vale de aparatos tecnológicos de índole mediática, para tergiversar los fines de la difusión pública y desviarse, por lo tanto, de los propios cometidos universitarios.

Estos acontecimientos ponen de relieve la significación de aquel Grupo de Trabajo "Criminalización mediática de la crítica", sobre todo porque dio lugar, a fines del año 2018, a una publicación de sus trabajos con el mismo título (en la editorial Maderamen). El significado de "Criminalización mediática de la crítica" presenta dos torsiones respecto a una expresión acuñada desde cierto tiempo atrás: "Criminalización de la protesta". Se destaca, en primer lugar, que tal criminalización no es correlativa a un cuestionamiento o insurgencia que afectara a un orden dado, sino que proviene del propio devenir del orden social, es decir, de la mediación. Se renueva, en segundo lugar, el vínculo arqueológico que une la crítica a la crisis y a la decisión, en cuanto se criminaliza a la crítica en cuanto tal.

Desde esta perspectiva la mediación no surge del orden en la comunidad, ni la crítica como efecto transparente del saber.
 

Afiche sobre Criminalización Mediática de la Crítica

Tuvo lugar el 5 de junio pasado la presentación de "Criminalización mediática de la crítica" compilado por Ricardo Viscardi y Rodrigo Carballal, con artículos de Sebastián Ferreira, Leonardo Flamia, Diego Julién y los compiladores. La presentación estuvo a cargo de Damián Baccino y Alma Bolón. Con motivo de esa presentación, Radio Uuguay entrevistó a Ricardo Viscardi, en el programa Visión Nocturna. El link que sigue contiene la entrevista "El fenómeno mediático es el fenómeno clave del presente".

http://radiouruguay.uy/el-fenomeno-mediatico-es-el-fenomeno-clave-del-presente/?fbclid=IwAR1iS2_eWp4OFy29s-O7LxcmUsSVdtHoLioi2mviaFqDbE-ITy_0MewPKxU

Afiche Presentacion Maquinas de Guerra

El lunes 10 de junio del corriente, finalizó la primera parte del seminario: “Pensar las máquinas de guerra”, dictado por Marcelo Real, en Casa de Filosofía. El mismo ha estado cargado de diversas problemáticas actuales, que confluyen en torno a la búsqueda de sentido que yace inmerso detrás de las “máquinas de guerra”.

Según explica Real: “La guerra está en curso”, y se pregunta: “¿cuál es el sentido y el alcance de dicha afirmación? ¿A qué guerra o discurso de la guerra apunta?”

Para intentar adentrarse en estas problemáticas, Real partió de los textos de Clausewitz, analizando el discurso de la guerra y de la estrategia en perspectiva crítica de las teorías y prácticas revolucionarias desde el s. XIX hasta el presente, pasando por los trabajos de Foucault, Deleuze, Guatari y Lacan, entre otros.

https://youtu.be/zFwIojkfgfI

afiche disertacion chalecos amarillos

Héctor Méndez.
Texto de la conferencia pronunciada el 2 mayo 2019 en la Facultad de Humanidades de la UDELAR

Quisiera hacer, en introducción a mi intervención, dos precisiones que me parecen importantes:

Si mi interés por el movimiento de los chalecos amarillos está en relación con el tema de mis investigaciones actuales sobre la expresión política de los movimientos populares, mi exposición no tiene las características de una conferencia académica. He omitido en efecto toda referencia a mis fuentes y al origen de los análisis que expongo. Las fuentes existen, por supuesto pero, tratándose de un movimiento en plena evolución, ellas son esencialmente periodísticas, comentarios de editorialistas políticos y sobre todo material audiovisual de los múltiples sitios de los chalecos amarillos en Facebook. Mencionarlas en cada caso sería entonces prácticamente imposible. Pero la razón más importante es, en mi opinión, que el fenómeno de los chalecos amarillos es un evento completamente inédito. En esa medida, sin tener aún la distancia necesaria para comprenderlo cabalmente, sería pretencioso de mi parte presentar estas simples pistas de reflexión como un verdadero análisis.

En segundo lugar, adelantándome a las críticas, aclaro que mi posición no es de ninguna manera imparcial. Soy un partidario decidido de los chalecos amarillos y lo reivindico. Mi convicción es que los observadores imparciales de los fenómenos sociales no existen. En el mejor de los casos son cómplices, más o menos inconscientes del status quo. Pero que sea parcial no significa faltar a la objetividad. Todo movimiento popular auténtico, aun cuando incluya siempre una dosis de utopía y de subjetividad, necesita ser consciente de la realidad social en la que actúa. No se les presta entonces ningún servicio desfigurándola.

Hechas estas precisiones y teniendo en cuenta lo poco y deformadas que han sido las informaciones sobre el movimiento de los chalecos amarillos, me siento casi obligado de evocar rápidamente los primeros pasos de este movimiento, que marcaron desde el principio su especificidad y que me hicieron pensar que se trataba de un fenómeno radicalmente nuevo.

Julie Saada

La profesora Julie Saada visitó la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación, oportunidad en la cual mantuvo un encuentro con la comunidad de facultad en torno a "Después de la violencia. Pensar lo político con la filosofía y las ciencias políticas". Asimismo la profesora Saada dictó una clase en el curso de Filosofía Teórica II, en relación a la cuestión de la confesión en Foucault.

Afiche Encuentro Luc Delannoy

El 9 de junio del corriente, Luc Delannoy (miembro de la Academy of Sciences de Nueva York, de la American Philosophical Association, de la Society for Comparative Studies of Chinese and Western Philosophy y de la International Association of Buddhist Studies.) dio una charla en Casa de Filosofía. La misma estuvo centrada en: “Aspectos fundamentales de neuroartes”. El autor insinúa con “Neuroartes”, un proyecto post-materialista de reflexión transdisciplinaria que investiga las relaciones cuánticas entre la Conciencia, la conciencia discriminatoria dualista, el cerebro humano, el cuerpo, las expresiones artísticas y los mundos que estructuramos y vivimos.

https://www.youtube.com/watch?v=h-QfZGUbfQU